Viña del Mar exige el pago por la concesión del casino

La municipalidad advierte que sin el ingreso por la concesión del casino, caerá en bancarrota.
La municipalidad advierte que sin el ingreso por la concesión del casino, caerá en bancarrota.

El municipio chileno denunció estar al borde de la bancarrota por la falta de pago – autorizada – de la operadora Enjoy por la concesión del casino.

Chile.- El municipio de Viña del Mar declaró estar al borde de la bancarrota ante la falta del pago de US$30.5 millones por parte de Enjoy por la concesión del casino de la ciudad. La operadora recibió una autorización de parte de la Superintendencia de Casinos de Juegos (SCJ) para realizar el pago cuando terminen las medidas de confinamiento para la prevención del Covid-19.

Según publica la prensa local, Casino del Mar S.A, empresa controlada por Enjoy, debía pagar a la Municipalidad de Viña del Mar unos US$30.5 millones el 29 de septiembre por el inicio de la nueva concesión del casino de la ciudad jardín.

Sin embargo, el 28 de agosto la SCJ emitió una circular que prorrogó los plazos para la ejecución de las obras comprometidas en las comunas que están en cuarentena. Una vez que se baje el confinamiento obligatorio, se podrán establecer las nuevas fechas para el reinicio de los trabajos.

El diputado Rodrigo González (PPD), presidente de la comisión investigadora que indaga en el estado de insolvencia de los casinos, dijo que la prórroga de la Superintendencia era «sospechosa».

“Estas facilidades y esta forma permisiva que ha tenido la Superintendencia en relación con la empresa Enjoy es sospechosa y no se han validado todos los antecedentes para que se proceda en la forma en que está ocurriendo. Enjoy debe pagar a la municipalidad los recursos que endeuda”, cuestionó.

El concejal independiente Sandro Puebla advirtió que sin el pago de la concesión, la municipalidad está a punto de entrar en «bancarrota» y advirtió que podrían terminar el año con un déficit de 30 mil millones de pesos chilenos.

“Hoy Viña del Mar está a punto de caer en bancarrota. Esta postergación del pago por la nueva concesión del casino es un balde de agua fría para la administración de la alcaldesa Reginato, a la que le está pasando la cuenta nada más haberse farreado la plata del casino por tantos años. Así como vamos, este año la municipalidad podría cerrar con cerca de $3 mil millones de déficit”, dijo.

En este artículo:
casinos Chile