Los casinos franceses están en alza

Un factor positivo fue el desarrollo de juegos de mesa electrónica.

Luego de siete años bajos en ingresos, se reactiva la situación.

Francia.- Fueron siete años de enfrentar una complicada situación con baja de ingresos, pero, por fin, los casinos franceses prevén el final de este ciclo un positivo desenlace. Esto se puede afirmar, luego de que las cifras observadas durante el ejercicio 2014-2015 que finalizó el 31 de octubre, evidencian que los ingresos brutos del juego de 201 establecimientos del país, se elevaron un 2,8 por ciento, a 2.200 millones de euros, según informaron hoy las tres asociaciones del sector.

Aunque prometedora, la cifra no es suficiente para borrar los siete años anteriores, durante los cuales los ingresos brutos disminuyeron de manera constante, para reducirse en un 24 por ciento. Pero «esto da esperanza de que el descenso está finalmente detenido», expresaron en un comunicado conjunto Casinos de France, Syndicat des casinos modernes de France, y la Association des Casinos Indépendants Français.

Para los profesionales del juego, este resultado está particularmente vinculado a la recuperación de la asistencia de clientes, el crecimiento de los establecimientos ubicados en las grandes ciudades, y la apertura de cuatro casinos en Beaulieu-sur-Mer (Alpes Marítimos), Vannes (Morbihan), Cransac (Aveyron) y Lac du Der (Marne). Una sala fue cerrada durante el mismo período, el de Grasse (Alpes Marítimos).

Otro factor positivo, estiman que fue el desarrollo de juegos de mesa en su forma electrónica, como la ruleta inglesa electrónica, autorizada en Francia hace unos años. En total, los juegos de mesa electrónicos representaron ingresos brutos por 91 millones de euros, un tercio de todos los juegos de mesa. Los casinos, sin embargo, siguen llevando la mayor parte de su negocio con las

La legalización de las apuestas y juegos online en 2010 también originó una fuerte competencia a los casinos convencionales. A esto se añadió desde el otoño de 2008 la crisis económica, lo que llevó a los franceses a ser más exigente en sus gastos no esenciales.

Artículos mas leídos