Sube el juego en Córdoba

tragamonedas córdoba

Créditos: theindependent.co.uk

La provincia de Córdoba, en España, subió por segundo año consecutivo y registró 144 millones de euros jugados en bingo y tragamonedas en 2016.

España.- El juego en Córdoba se ha recuperado de la crisis y ha logrado subir por segundo año consecutivo en 2016 al registrar un volumen de juego de 144 millones de euros en bingo y en tragamonedas, lo que supone un incremento del 5 por ciento con respecto a 2015. Si bien se mantiene lejos del pico de 185 millones de 2008, la tendencia alcista mantenida en los últimos dos años permite tener buenas expectativas para el sector.

A pesar de la mejoría, Córdoba se mantiene última en la lista de provincias andaluzas en relación al dinero empleado en bingos y tragamonedas, según indicó la Consejería de Hacienda y Administración. Dicha lista es encabezada por Málaga, que registró 477 millones de euros jugados, seguida por Sevilla (399 millones) y Cádiz (271).

En cuanto al gasto real de los jugadores cordobeses, restando los premios a los 144 millones de euros, se calcula una cifra próxima a los 37 millones de euros, que dividida por la cantidad de pobladores, resulta en una cantidad media de 46,5 euros apostados por ciudadano, diez euros menos que la media en Andalucía.

En las tres salas de bingo de la provincia se jugaron 11,4 millones de euros, con un gasto real de 4,3 millones. A raíz de estos números, se estima una media de 5,4 euros gastados por persona, lo que implicaría una variación imperceptible con respecto al año pasado. En cuanto a la situación del sector antes de la crisis, el bingo se mantiene muy lejos de los 28,3 millones registrados en 2007.

Al no tener casinos, los cordobeses se vuelcan al juego de máquinas tragamonedas, que en la provincia son un total de 2.726 (casi 100 más que en 2015). Por estas máquinas fluyeron 132 millones de euros y el gasto real alcanzó los 33 millones, registrando una media de 42 euros. Los números son mayores por 6,5 millones con respecto al último ejercicio, pero se mantienen lejos de los 158 millones registrados en 2010.